31
Ene
09

Fluorescencia y fosforescencia

Con la técnica del jiggin tentamos a nuestros adversarios en batimetrías a las cuales gran parte de la luz no llega, debido a las características físicas de esta y a las propiedades fisicoquímicas del agua. Para entender el porqué se emplean colores fluorescentes y fosforescentes, necesitamos ahondar  en cómo se propaga la luz en el agua.

La cantidad de luz que penetra en la masa de agua depende de factores tales como la transparencia de la misma, y del comportamiento de la propia luz.  No toda la luz que incide sobre la superficie del mar se propaga hasta el fondo; parte de esta es reflejada o absorbida, y la restante se extingue a medida que aumenta la profundidad. A este respecto hay que comentar que la luz visible se descompone en distintos colores, radiaciones electromagnéticas de distinta longitud de onda y  “capacidad de penetración”, tanto menor cuanto mayor sea la longitud de onda.  

    800px-electromagnetic_spectrum-es_svg1

 

 De esta forma, si observamos la figura podemos deducir que el color rojo será el que antes se extinga y el violeta el que logre alcanzar mayores profundidades. Es por este motivo por el que los desiertos oceánicos son azules.  Por debajo del violeta, límite del espectro visible, están las radiaciones ultravioletas. Estas llegan más allá que la luz blanca; esto, sumado a los efectos que provocan en las sustancias fotoactivas (fluorescentes y fosforescentes) es lo que las hace objeto de nuestro interés.  

  Las sustancias fotoactivas tienen la particularidad de emitir luz visible tras absorber luz ultravioleta. Emiten luz como si de una bombilla se tratase. La diferencia entre las sustancias fluorescentes y las fosforescentes estriba en que en las primeras dicha emisión se produce de forma simultánea a la absorción de luz UV, mientras que en las segundas la emisión puede durar horas una vez cesa la irradiación.

 Atendiendo a lo expuesto, es fácil dilucidar que el objeto de emplear dichos colores en nuestros señuelos no es otro que el de hacer que estos sean visibles en condiciones de escasa iluminación. Un jig con el lomo rosa fluorescente y la barriga pintada con pintura fosforescente  brillara como una bombilla de feria allí donde el resto de superficies se muestran grises.

Como curiosidad, cabe comentar que el color blanco muestra propiedades fluorescentes, y es por esto que los señuelos tipo red head se muestran efectivos en condiciones de reducida visibilidad.  

Anuncios


A %d blogueros les gusta esto: